Sí, es cierto, vencen supervillanos a diario y enfrentan problemas que pueden llegar a involucrar más de una dimensión pero eso no los capacita para una de las labores más sacrificadas de nuestra era: el cuidado infantil.
Y pues ,siendo sinceros, no he visto hasta ahora en ningún cómic que alguno de los superhéroes esté realmente capacitado para tremenda responsabilidad. Salvo, claro está, el caso del caballero de la noche Batman.
Piénsenlo, incluso hasta los superhéroes de alto rango tienen respeto por Batman y por todos lados se resalta la madurez de este como superhéroe. Era de esperarse entonces, que con tal aplomo su clase sea de lo más tranquila y callada.
Sin embargo, no puedo dejar de decir que Flash sigue siendo mi superhéroe favorito.

[Visto en DragonArte]